Blog de Nutrición para la Vida Diaria

Consejos de Nutrición y Dieta Mediterránea para la Vida Diaria

Dietas Hiperprotéicas ¿Por qué Existen?

dietas hiperprotéicas

El patrón dietético recomendado en una dieta equilibrada se estima en un  55% de HC, 10-15%PRO y 30%GRA. Las dietas hiperprotéicas arrasan con estos porcentajes situando en el primer ranking a las proteínas, siendo  entre un 20-30% de nuestra energía total, traducido en gramos supone un aporte mínimo de 90g/día (siendo lo recomendado 70g/día).

La base científica de las dietas hiperprotéicas es su posible efecto saciante, lo que nos llevaría a consumir menos alimentos e ingerir menos calorías. Esto es algo por confirmar.

Estudios revelan que a corto plazo las dietas hiperprotéicas reducen los niveles de triglicéridos y aumentan el HDL (conocido como el colesterol bueno)  por lo que  exclusivamente en tratamientos de obesidad si estaría indicado una dieta alta en proteína, siempre que no superemos los g/p/kg/dia y cumpliendo con otros factores como el ejercicio físico y una ingesta mínima de hidrato de carbono.

A largo plazo (tiempo superior a 6 mesescon dietas hiperprotéicas),  estos efectos se dejan de producir y aparecen otros  en donde se aumenta el LDL (conocido como el colesterol malo) por lo que aumentaríamos el riesgo de enfermedades cardiovasculares, diabetes y alteraciones en el metabolismo  de los hidratos de carbono.

Además no se puede establecer beneficios del papel de las proteínas en el control del peso corporal de manera independiente ya que existen más variables a valorar (ejercicio físico, la ingesta adecuada de otros nutrientes etc.)

Una ingesta abusiva de proteínas nos puede provocar importantes desajustes metabólicos siendo el metabolismo óseo y renal los más sufridos.

Si aumentamos  el consumo de proteína, hay más residuo que el riñón debe eliminar, por lo que se verá sobrecargado y a medio-largo plazo pueden aparecer problemas de insuficiencia renal, una mayor eliminación de calcio, riesgo de osteoporosis, alteración en el comportamiento alimentario e incluso ganancia de peso.

En dietas extremadamente restrictivas en HC sometemos a nuestro cuerpo a una situación de cetogénesis: es un estado similar al ayuno donde el cuerpo al no tener glucosa (por la supresión o reducción severa de hidratos)  tira de la grasa como fuente de energía, movilizándola y provocando náuseas, halitosis, cefaleas, insomnio, entre otros síntomas.  No olvides además que el incremento de ácido úrico y el estreñimiento es muy frecuente en estos casos ya que no se consume la cantidad de fibra y agua que proporcionan los hidratos de carbono.

Debemos intentar evitar un desequilibrio en nuestra dieta, ningún macronutriente ha de suprimirse ya que todos son necesarios, en cantidades recomendadas. Cada grupo de alimentos nos proporcionan nutrientes diferentes, por lo que a mayor variedad, más completa será nuestra dieta.

Artículo por Medicadiet

Más

¿Necesitas un Plan de Adelgazamiento?

Pincha aquí para ver el
teléfono de tu centro

Madrid • Barcelona • Zaragoza

La 1ª Consulta es Gratis

x
Madrid91 550 30 14
Barcelona931 187 928
Zaragoza976 48 20 97
Online91 550 30 14
Almería695 408 999


Acepto la polí­tica de protección de datos Loader

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>