All Posts tagged nutrición

Higiene de los alimentos en verano

En artículos anteriores explicamos que era la Seguridad Alimentaria (https://blog.medicadiet.com/seguridad-alimentaria-en-la-union-europea/). Mantener una buena higiene en los alimentos es muy importante para conservar una correcta seguridad alimentaria y disfrutar de los alimentos. A continuación, os contamos de que se trata.

¿Qué es una toxiinfección alimentaria?

Es una patología que se produce cuando se ingieren alimentos que están contaminados por agentes biológicos (bacterias, virus o parásitos) o por las toxinas que han producido ellos mismos.

¿Cuándo se produce?

La enfermedad se puede producir por tres causas:

– Ingestión de alimentos que están contaminados por bacterias o virus, esto es lo que se llama infección (mayor prevalencia). Nos encontramos la Salmonella(se da en aves crudas, huevos, carne de vacuno y a veces en frutas y vegetales sin lavar) y Hepatitis A (en comida y bebidas contaminadas por heces y en concreto en frutas sin pelar, las verduras y los mariscos crudos, el hielo y el agua).

-También se puede dar por otras razones:

  • Producción de toxinas por bacterias o virus en el alimento; esto se conoce como intoxicación.  El botulismo (alimentos enlatados bajos en ácido como frutas, verduras y pescado) y gastroenteritis por Clostridium Perfringens tipo A (carnes crudas, pescados, sopas y salsas deshidratadas, leche, gelatina, pasta, harina, soja, vegetales crudos y especias).
  • Y por último, en los alimentos se encuentran parásitos que están en una fase de su ciclo evolutivo, llamado infestación. Destacan el Anisakis (pescado crudo o insuficientemente cocinado, por ejemplo: marinados, salazones, en aceite, encurtidos, ceviches o carpaccios) y Trichinella (principalmente en carne de porcino).

Consejos para evitar una toxiinfección alimentaria en verano

El verano es un período crítico para el desarrollo de microorganismos en los alimentos debido a las altas temperaturas. Por ello os dejamos unos consejos para poder evitarlo:

  • No consumir alimentos que no se hayan manipulado adecuadamente, es decir, que no se hayan mantenido a una temperatura adecuada para evitar el crecimiento de microorganismos y no se hayan sometido  al tratamiento térmico adecuado y para inhibir a los microorganismos.
  • Cocinar a una temperatura adecuada los alimentos: en el centro del producto, se debe alcanzar los 70ºC para asegurar la destrucción de dichos microorganismos. (horno, hervido, al vapor, a la plancha….)
  • Consumir alimentos de manera inmediata tras el cocinado. En el caso de que no sea posible y se quieran reservar para su posterior consumo, se deberán mantener por debajo de los 5ºC o por encima de los 60ºC. Siempre hay que evitar mantener los alimentos a temperatura ambiente, ya que es una zona crítica para la reproducción de los microorganismos.
  • Siempre hay que evitar el contacto entre los alimentos cocinados y los crudos ya que podrían recontaminar al alimento cocinado.
  • Tener cuidado con la higiene personal, lavarse siempre las manos antes de empezar a cocinar ya que las manos son el principal vehículo transmisor de microorganismos.
  • Hay que prestar especial atención a los paños y bayetas ya que pueden contaminar utensilios y superficies. Usar siempre que sea posible papel de cocina desechable.
  • Por otro lado, limpiar diariamente la cocina y prestar especial atención a la basura, utilizar siempre que sea posibles recipientes que no tengan superficie rugosa para que sean fácil de limpiar y que siempre se puedan cerrar.
  • No olvidar que los animales pueden ser reservorios de microorganismos patógenos, por lo que evitar el contacto de los alimentos con dichos animales.
  • Cabe destacar que el agua potable es imprescindible, no solo para hidratarnos sino que también es necesaria para cocinar los alimentos. El agua que se utilice debe ser agua envasada o aquella que viene de la red pública.

Seguridad Alimentaria en la Unión Europea

La Seguridad Alimentaria está declarada como un derecho fundamental por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO). Por ello hoy os vamos a explicar qué es y qué impacto tiene en nuestra vida.

¿Qué es la Seguridad Alimentaria?

Se entiende que hay Seguridad Alimentaria ‘’cuando todas las personas tienen en todo momento acceso físico, social y económico a los alimentos suficientes, inocuos y nutritivos que satisfagan sus necesidades energéticas diarias y preferencias alimentarias para llevar una vida sana y activa” (FAO).

Como hemos mencionado antes es un derecho fundamental porque de ella depende que las personas estén en plena facultad para poder realizar las labores del día a día y así poder gozar del pleno desarrollo de la sociedad.

Pilares de la Seguridad Alimentaria

La Seguridad alimentaria consta de 4 pilares para poder conseguir la eficacia de este concepto:

  • Disponibilidad de los alimentos: se refiere a que debe hacer un acceso físico a los alimentos necesarios. Por ello, esta acepción depende de la producción interna del país o bien, de las importaciones procedentes de otros países.
  • Accesibilidad a los mismos: este concepto se refiere a la capacidad económica para poder adquirir los alimentos disponibles en ese momento o bien para producirlos ellos mismos y así cubrir sus necesidades nutricionales y poder gozar de una vida plena.
  • Uso de los alimentos: se intenta explicar cómo los nutrientes de los alimentos son utilizados para obtener energía y poder realizar las tareas diarias. Esto depende de la composición química de los mismos, como de la salud del propio individuo. Todo esto afecta a la absorción y distribución de los nutrientes a través del organismo.
  • Estabilidad: En esta acepción se intenta explicar que el acceso a los alimentos debe darse de forma periódica, no solo en momentos puntuales.

Por todo esto, se ha visto que la Seguridad Alimentaria no es la misma en los distintos países. En los que se encuentran en vías de desarrollo el problema se encuentra en el acceso a los alimentos, ya que la producción es escasa debido a las condiciones en las que viven. Por otro lado, en los países desarrollados el problema se encuentra en la conservación de los alimentos o la manipulación.

¿Qué es el riesgo alimentario? Enfermedades de transmisión alimentaria.

La inocuidad de los alimentos es esencial para evitar que se transmitan enfermedades a través de los alimentos. Por ello se han instaurado en la Unión Europea numerosos controles, normativas y sistemas de calidad para poder conseguirlo. Debido a la globalización de los mercados, se han encontrado nuevos problemas que ponen en peligro la Seguridad Alimentaria.

El Riesgo Alimentario es la probabilidad de que aparezca algún peligro (biológico, físico y químico) en los alimentos, además de la severidad de los daños que pueden causar en la persona que lo consuma.

En todo el mundo se propagan más de 200 enfermedades a través de los alimentos, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Los principales peligros que afectan a la Seguridad Alimentaria son los agentes microbiológicos como pueden ser bacterias (E.Coli o Salmonella) o agentes químicos.

¿Como regula la Seguridad Alimentaria la UE?

La Unión Europea tiene una política para poder asegurar que los alimentos obtenidos son seguros, por ello vamos a destacar algunos campos que son regulados por la UE:

  • Se ocupa de la trazabilidad de los alimentos. Con ello controla todos los procesos a los que son sometidos desde el origen hasta su consumo  («del campo a la mesa»).
  • Otro de sus objetivos es garantizar que los alimentos y piensos sean nutritivos y seguros.
  • Además deben garantizar que hay un alto grado de salud y bienestar de los animales y plantas
  • Además, debe proporcionar una información clara y concisa sobre cuál es el origen, que contienen, el etiquetado y uso de los alimentos.

Por todo esto, la Unión Europea ejerce un papel muy importante a nivel de nutrición ya que es el organismo encargado de controlar y evitar que lleguen alimentos en mal estados a las manos del consumidor.

Importancia de la hidratación en verano

Ahora que viene el verano y el calor, es importante remarcar la importancia de hidratarse correctamente. Debido a las altas temperaturas, el organismo pierde mucha más cantidad de agua y hace que el riesgo de deshidratación aumente considerablemente. A continuación os damos unos consejos y recomendaciones para conseguirlo.

¿Por qué es importante el agua?

El agua es un componente esencial de nuestro cuerpo, siendo un 60% del peso total de éste. Además, tiene otras funciones en el organismo como pueden ser:

  • Función estructural: proporciona forma a las células
  • Participa en los procesos de digestión, absorción de nutrientes y excreción de metabolitos que pueden ser tóxicos.
  • Por otro lado, tiene función termorreguladora, es decir, regula la temperatura corporal.
  • Se encuentra entre los distintos tejidos reduciendo la fricción entre ellos.
  • Función diurética, evitando que se retengan líquidos.

Las principales vías de eliminación del agua son la orina, la respiración, el sudor y las heces. Por todo ello, La EFSA (Agencia Europea de Seguridad Alimentaria) recomienda que las pautas generales de ingesta hídrica total es de aproximadamente 2-2,5 L entre consumo de agua, y el agua que contienen los alimentos, al día para compensar dichas pérdidas.

Consejos para beber agua

  • Como muchas veces es muy difícil conseguir beber las recomendaciones que nos da la EFSA, se estima que se tienen que beber como mínimo entre 6-8 vasos de agua al día, que equivalen a 1,5 L y por otro lado, tomar alimentos con alto contenido en agua con el que conseguiremos el otro litro que nos queda.
  • Llevar siempre con nosotros una botella y rellenarla cuando se acabe, así controlaremos mejor la ingesta total.
  • Beber aunque no tengamos sed, ya que esto es una señal de deshidratación.
  • En comida y cena beber siempre agua frente a otras opciones.

Con el verano y el aumento de las temperaturas, hace que nuestras necesidades hídricas aumentan. ¿Por qué ocurre esto? Como hemos visto anteriormente, el agua se encarga de regular la temperatura corporal y al subir las temperaturas, nuestro cuerpo necesita más agua para mantenerlo a 36-37ºC. Además, en verano perdemos más agua a través del sudor y por ello hay que reponer más cantidad de líquido. Si se produce una deshidratación, el riesgo de sufrir un golpe de calor es mayor, pudiendo llegar a sufrir confusión, mareos, vómitos, taquicardia…

Como hay veces que es muy difícil conseguir llegar a los 2-2,5 L, a continuación os dejamos una serie de recomendaciones para incrementar la ingesta de agua y una serie de alimentos con un alto contenido en agua para que sea más fácil conseguir este objetivo.

Tipos de bebidas para el verano.

El agua siempre debe ser la opción número 1 a la hora de hidratarnos, pero en caso de que nos cueste mucho beberla, os vamos a dar una serie de consejos para darle otro sabor y que sea siempre una opción saludable. Por ello, aquí os dejamos una serie de ejemplos:

  • Agua con gas aromatizada con limón y hierbabuena o menta. Esta es una buena opción si sales de casa a tomar algo y  es un buen sustituto de los refrescos azucarados.
  • Por otro lado, al agua se le pueden añadir unas rodajas de frutas haciendo que éstas cojan sabor muy especial.
  • Los tés fríos son una opción muy buena para aumentar la ingesta hídrica de una manera muy sencilla. Si eres amante de la horchata, el té rooibos con canela y un  poco de bebida de soja saben muy parecidos.
  • Zumos o Batidos de frutas (no procesados): escoge tu fruta favorita de temporada, córtala y batela con agua fría. Esto es una buena alternativa ya que aporta frescura y te sacia. PEro recuerda no abusar de ellos porque la mejor opción de fruta es la pieza entera por su mayor aporte de fibra.

Alimentos ricos en agua

Además del agua, hay alimentos que aportan gran cantidad de agua que nos ayudan a cubrir las recomendaciones de la EFSA, fundamentalmente frutas y verduras. Se estima que los alimentos pueden aportar alrededor de 1 L de agua, cubriendo un 20% de las necesidades totales. Por ello, a continuación, vamos a destacar una serie de alimentos con un alto contenido de agua en su composición:

Como hemos visto anteriormente, el agua participa en multitud de procesos en el cuerpo humano, de ahí la importancia de beber agua en las cantidades recomendadas. Por ello, es muy necesario ser conscientes de que hay que beber agua, incluso cuando no se tenga sed y más en verano, cuando el riesgo de deshidratación es mayor.

SOP y resistencia a la insulina.

El Síndrome de Ovario Poliquístico (SOP) es una enfermedad de etiología desconocida, la cual no sigue un patrón común en las mujeres que lo padecen. Sin embargo, manifestaciones clínicas como obesidad y alteraciones en el metabolismo de los hidratos de carbono son comunes en muchos de los casos, es por eso que el ajuste dietético y de estilo de vida supone un tratamiento importante en esta enfermedad. En el artículo de hoy os damos las pautas sobre como debe ser el manejo nutricional. !!No dudes en leerlo!!.

¿ Qué es y cómo se manifiesta el SOP?

Se trata de una alteración endocrino – metabólica que cursa como una disfunción de la ovulación debido a un exceso de hormonas masculinas (andrógenos). Esto ocasiona que los óvulos no se liberen correctamente y se queden atrapados en el ovario, produciendo quistes.

Las manifestaciones clínicas en las mujeres con SOP son muy variables, pero por lo general se presentan como:

  • Alteraciones menstruales: ritmo irregular en el ritmo menstrual.
  • Alteraciones de hiperandrogenismo: hirsutismo, calvicie androgénica o acné.
  • Obesidad: entre el 35 y el 50% de los SOP presentan obesidad.
  • Alteraciones en el metabolismo de los hidratos de carbono: El 30-35% presentan intolerancia a la glucosa, y de ellas, el 16% desarrollarán diabetes mellitus tipo 2 (DM2) al final de la 4ª década de su vida.

¿ Qué podemos hacer?

  • Nutrición

La dieta es un factor muy importante a la hora de combatir la sintomatología del SOP. Especialmente si la paciente está obesa y/o presenta resistencia a la insulina ya que en estos casos la pérdida de peso y el ejercicio ayudan a restaurar la función ovárica, los ciclos menstruales, la fertilidad y mejoran el perfil glucídico.

  • Dieta baja en HC

Muchas complicaciones del SOP están relacionadas con la resistencia a la insulina. Por eso, en estos casos es importante repartir de manera uniforme el hidrato de carbono a lo largo del día, controlando las raciones, para mantener estables las glucemias y evitar picos.

Es muy importante la elección del tipo de hidrato, elegiremos hidratos de carbono de bajo índice glucémico, ricos en fibra y evitando el consumo de dulces, por eso:  

  • Restringimos: dulces, ultraprocesados, cereales refinados, azúcares añadidos.
  • Mantenemos: verduras, frutas, cereales integrales, tubérculos.
  • Práctica ejercicio físico

La actividad física es imprescindible para mejorar la sensibilidad a la insulina y prevenir la aparición de DM 2, así como para mejorar la composición corporal. El ejercicio aeróbico, de intensidad moderada,es de las mejores herramientas para mejorar la resistencia a la insulina,ya que aumenta el gasto energético y mejora la utilización de glucosa.

La pauta de ejercicio físico debe ser personalizada y los hidratos de carbono de la dieta deben ajustarse al entrenamiento ya que de esta forma evitaremos hipoglucemias y conseguiremos una considerable mejora en el rendimiento durante la práctica deportiva.

En conclusión el síndrome de ovario poliquístico, es una patología crónica, cuya sintomatología puede variar de una mujer a otra. Sin embargo, se ha visto que una alimentación saludable y controlada en hidratos de carbono complejos combinada con una pauta de entrenamiento adecuada, resultan efectivos para mejorar manifestaciones clínicas comunes en este síndrome como, la resistencia a la insulina y la obesidad. Es importante en estos casos ponerse en manos de un dietista-nutricionista para que se pueda ayudar y adecuar la dieta a tus necesidades nutricionales.

Artículo por Medicadiet.

Año nuevo, vida nueva

Año nuevo, vida nueva. ¿Cuántas veces hemos escuchado esto? Desde Medicadiet te vamos a dar unos consejos para volver a la rutina y empezar el año de forma saludable. ¡No te lo pierdas!.

Vuelta a la rutina

Tras unos días de celebraciones, toca volver a la rutina. Por ello, te vamos a dar unos consejos para que te sea más fácil empezar el año con una buena alimentación.

  • Planifica tus comidas. Es imprescindible organizar nuestra alimentación semanal, de esta forma podrás cumplir con las frecuencias de consumo de cada alimento y evitar excesos.
  • Opta por técnicas culinarias saludables: plancha, vapor u horno.
  • Incluye las legumbres en tu alimentación semanal, ya que son ricas fibra y proteína vegetal. Además, se pueden combinar con otros alimentos para conseguir una mayor densidad nutricional.
  • Acuérdate de las frutas y verduras. Son muy importantes en nuestra alimentación diaria, nos aportan vitaminas y minerales, así como fibra.
  • Opta por aceite de oliva virgen extra como principal fuente de grasa, ya que es rico en ácido oleico, que favorece la salud cardiovascular.
  • Haz recetas novedosas y saludables. Dale vida a las recetas tradicionales, eso te motivará a cocinar y a cuidarte.
  • Modera el consumo de alcohol, no aporta beneficios a nivel nutricional, así que consúmelo con moderación y no de forma habitual.
  • Opta por por alimentos con proteína de alto valor biológico como pescado, pollo, conejo, pavo.
  • Reduce los dulces de Navidad, y en cuanto al resto de dulces, ya sabes que los dejamos para consumo ocasional, no diario.

No te olvides del ejercicio físico…

En un estilo de vida saludable, el mejor apoyo para una buena alimentación es el ejercicio físico.

  • Si no estás acostumbrado a hacer ejercicio y es tu propósito de año nuevo, empieza poco a poco, puedes optar por actividades grupales que te motiven o andar una hora diaria si ves que así vas a ser más constante.
  • Si te gusta hacer deporte pero lo has dejado a un lado estas navidades, empieza con tranquilidad hasta recuperar el ritmo normal. Puedes pedir ayuda a un entrenador para que te ayude a sacar el máximo partido a tus entrenamientos.

Si has hecho caso a los consejos de Medicadiet, verás que  has mantenido una vida saludable a pesar de todos los días de celebración, combinando una buena  alimentación con ejercicio físico así que, ¡sigue así! Verás que no es tan duro como parece; si quieres una atención más personalizada no dudes en contactar con nosotros. ¡ÁNIMO!

Artículo por Medicadiet