Blog de Nutrición para la Vida Diaria

Consejos de Nutrición y Dieta Mediterránea para la Vida Diaria

Todo lo que debes saber sobre los productos light

Actualmente raro es el supermercado que no tiene una sección de productos dietéticos o “light”, que te prometen poder seguir comiendo alimentos considerados poco saludables mientras “mantienes la línea”. ¿Qué hay de cierto en todo esto?

¿Qué significa realmente la palabra light en etiquetado alimentario?

Para poder debatir si los alimentos light son realmente poco calóricos o incluso saludables, lo primero que tenemos que entender es el significado legislativo de este término. Es decir, qué tipos de alimentos pueden etiquetarse como lights en nuestro país y por qué.

Según el reglamento (UE) Nº 1047/2012 que podemos encontrar en la Agencia española de consumo, seguridad alimentaria y nutrición, Aecosan, “solamente podrá declararse que un alimento posee un valor energético reducido, así como efectuarse cualquier otra declaración que pueda tener el mismo significado para el consumidor, si el valor energético se reduce, como mínimo, en un 30%, con una indicación de la característica o características que provocan la reducción del valor energético total del alimento”.

Aunque pueda parecer algo larga y complicada, esta definición nos viene a decir 2 cosas importantes:

  1. El que un producto sea light o no no depende de si es muy calórico o no, sino de si es menos calórico que otro similar.
  2. Se necesita siempre que haya un producto de referencia para que haya otro que pueda ser light. Por ejemplo unas galletas de chocolate solo pueden ser light si hay otras iguales “no light”.

Para que todos estos conceptos queden claros, vamos a ejemplificarlos con 2 alimentos diferentes: una manzana, y una bolsa de patatas fritas.

Por un lado tenemos a nuestra manzana, que tiene unas 50 kcal/100g, es decir, es un alimento poco calórico. No solo nos aporta pocas calorías, sino que es muy rica en vitaminas, minerales y fibra, además de antioxidantes y otros compuestos beneficiosos. Sin embargo, esta manzana nunca aparecerá en los lineales del supermercado etiquetada como alimento light. ¿Por qué? La respuesta es muy sencilla: no es una manzana especialmente cultivada para tener un 30% menos de calorías que una manzana “normal”.

Por otro lado, veamos a nuestras patatas fritas, con nada más y nada menos que 400kcal/100g. ¿No parecen un alimento muy ligero, verdad? y sin embargo podemos ver el término light en la bolsa. Esto es perfectamente legal siempre que existan otras patatas similares que contengan 570kcal/100g (que es un valor energético bastante habitual en este tipo de productos). Además, la denominación light no nos indica la calidad nutricional de los ingredientes empleados (por ejemplo, si el aceite de fritura es aceite de oliva).

Con el ejemplo anterior no pretendemos afirmar que el consumo de todos los productos light es desaconsejables salvo en ocasiones especiales, sino que tal vez no sea el parámetro más adecuado para saber la cantidad de energía y nutrientes que nos va a aportar un alimento.

¿Cómo sé si un producto es de verdad light?

Si lo que buscamos es un producto saciante, poco calórico y a ser posible que nos aporte vitaminas y minerales lo más sencillo es optar por por productos vegetales poco procesados como las verduras, frutas y cereales integrales. Irónicamente, este tipo de productos rara vez aparecerá en el lineal de los productos light.

Si optamos por productos procesados, no nos queda más remedio que leer la etiqueta, y lo primero que recomendamos es mirar la lista de ingredientes. Lo ideal es que la mayor parte de los alimentos que introduzcamos en nuestra dieta estén elaborados a base de alimentos naturales y poco refinados. Generalmente no son recomendables aquellos productos elaborados a partir de harinas refinadas o grasas de mala calidad, así como aquellos con gran cantidad de sal y azúcares añadidos. Además, los ingredientes siempre vienen listados por orden de contenido, es decir, el primero de la lista es el mayoritario en la composición del producto.

En conclusión, los productos light no nos indican si un producto es saludable o no, sino que nos indican que son algo menos energéticos que otros productos similares. Si buscamos un producto saciante y bajo en calorías, es conveniente elegir alimentos a base de frutas y verduras.

Artículo por Medicadiet.

¿Necesitas un Plan Nutricional Personalizado?

Pincha aquí para ver el
teléfono de tu centro

Madrid • Barcelona • Zaragoza • Almería

La 1ª Consulta es Gratis

x
Madrid91 550 30 14
Zaragoza976 48 20 97
Online91 550 30 14
Almería695 408 999
Barcelona931 187 928


Acepto la polí­tica de protección de datos Loader

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *